Receta electrónica: hacia la plena interoperabilidad

Los sistemas de receta electrónica de Castilla La Mancha, Canarias, Extremadura, Aragón, Comunidad Valenciana, La Rioja, Castilla y León, Galicia y Navarra, son ya interoperables.

Esto significa que  cuando un usuario de una de estas comunidades autónomas acuda a una farmacia  y entregue su tarjeta sanitaria individual, el farmacéutico podrá conocer el listado de productos dispensables del paciente y proceder a la dispensación, independientemente de si dicho paciente es originario de otra comunidad.

Desde el Consejo General de Colegios Oficiales de Colegios Farmacéuticos destacan que España se sitúa entre los países más avanzados en la implantación de la receta electrónica y avanza hacia la plena interoperabilidad. De hecho, el resto de comunidades  autónomas se encuentran en una fase avanzada en los trabajos de interoperabilidad y en los próximos meses todas las autonomías serán interoperables. Una vez concluido el proceso, los ciudadanos podrán retirar sus medicamentos prescritos electrónicamente en cualquiera de las 22.000 farmacias españolas.

El presidente del Consejo, Jesús Aguilar, ha señalado que según diversos estudios, la receta electrónica está permitiendo reducir entre un 20% y un 30% las visitas a Atención Primaria, ocasiones en las que el paciente sólo acudía para obtener recetas de continuación de tratamientos. Asimismo –subraya Aguilar-  las “visitas periódicas a la farmacia en cada dispensación permiten a los farmacéuticos incrementar su labor asistencial, por ejemplo, en la adherencia a los tratamientos y el uso correcto de los medicamentos”.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone